Pasaba por aquí para contar que no puedo parar de celebrar cada día, lo bien que me encuentro, lo que disfruto la vida…

Tengo una sonrisa permanente porque no puedo estar más contenta con todo lo que me está pasando en este momento. Estoy feliz en el trabajo, en nuestro piso nuevo que poco a poco vamos montando, feliz por lo feliz que es Millán en su cole (le ha tocado unas profes y compañeros maravillosos) feliz por toda la gente que nos rodea, la familia, los amigos, los vecinos… y sobre todo Feliz porque sigo “libre de enfermedad” como lo llaman técnicamente.

Celebrando celebrando...
Feliz con mi familia a los pies de la chimenea del huerto mientras nevaba.

Leer más